Tinsa reconoce el esfuerzo y dedicación de 30 nuevos técnicos, tras su primer año en la compañía

28 enero, 2019 Tiempo estimado de lectura: 4 minutos

La compañía líder en valoración y asesoramiento inmobiliario en España y Latinoamérica celebró el pasado viernes 25 de enero en su sede madrileña de Las Rozas el acto de entrega de diplomas de reconocimiento a los 30 jóvenes que han cumplido un año de formación como tasadores de la compañía.  Esta promoción forma parte del programa de incorporación de técnicos que inició Tinsa en 2015 y que ha facilitado hasta el momento la incorporación de cerca de 200 nuevos tasadores a la compañía.

En esta ocasión, el evento ha contado la participación de Víctor Sardá, director del Grado Inmobiliario UPM-ASPRIMA-APCE y embajador de excepción, amigo de la gran familia que ha creado Tinsa, que ha querido animar y felicitar a todos los alumnos, que han recibido como muestra de agradecimiento y reconocimiento una estatuilla con dos manos entrelazadas, que también representa el esfuerzo y trabajo que han dedicado a la compañía. Junto a José Antonio Hernández Calvín, director general de la compañía, y Luis Cañada Bailón, director de Red Técnica de Tinsa, Víctor Sardá ha animado a los técnicos a trabajar en metas grandes, mediante un aprendizaje constante, y con el objeto de llegar a ser tan buenos profesionales como personas.

En primer lugar, el responsable de Red Técnica Luis Cañada ha sido el encargado de abrir el acto de clausura, animando a los recién formados a defender la profesión. “Los tasadores damos objetividad al mercado inmobiliario desde una actuación profesional y un trabajo honesto. Esto es sólo el principio de vuestra carrera profesional”.

Por su parte, José Antonio Hernández Calvín, director general de Tinsa, felicitó a los nuevos técnicos por su esfuerzo a la hora de cumplir con las exigencias del trabajo. “Vuestro trabajo hace grande a la empresa. Sois el futuro, la savia nueva”.

Finalmente, como coach experto y profesor universitario, muy ligado a la juventud y a los estudiantes, Víctor Sardá ha realizado la intervención más emotiva y optimista, dando la lección más importante “la necesidad de ser buenas personas para ser buenos profesionales”.  Hizo hincapié en el esfuerzo por comprender y ponerse en el foco y en la piel del cliente y la imperante necesidad de pensar a lo grande, aunque la vida se ocupe de bajarte.

Si estáis aquí es que sois personas técnicamente competentes para ser grandes profesionales. Pero hoy en día eso no es suficiente para tener una larga carrera profesional. Mi experiencia me dice que no se puede ser buen profesional sin ser buena persona. Os doy tres propuestas que yo creo importantes para alcanzar ese objetivo. Primero, sed generosos y guiaos por estos principios: dar, ayudar y aportar valor. En segundo lugar, amad a quien os rodea. No se trata de hacer cosas extraordinarias. El juego es hacer de forma extraordinaria las cosas del día a día. Y, finalmente, pensad en grande”.

El acto culminó con la tradicional foto de familia, una reunión entre compañeros que se respetan y admiran regado de buen vino y comida española. Un broche de oro a las Jornadas de Actualización del Conocimiento, a la que los técnicos han asistido durante dos días en la sede central de la compañía, en Las Rozas de Madrid.

Consulta el álbum de Facebook aquí.


Identifícate

Identifícate más rápido utilizando tu cuenta de Google


O utiliza la cuenta con la que te has registrado en Tinsa

Si aún no has creado tu cuenta, REGÍSTRATE AHORA.
Recordar contraseña
Volver a acceso
Crear nueva cuenta de usuario

Regístrate más rápido utilizando tu cuenta de Google


También puedes registrarte introduciendo los datos manualmente

Si eres un usuario registrado, INICIA SESIÓN.
Disfruta, con tu tasación oficial, de un 20% de descuento y nota simple GRATIS (envío normal) introduciendo el código SEP19.Comprar ahora
+ +