Vivienda protegida

18 diciembre, 2017 Tiempo estimado de lectura: 1 minuto

Te explicamos las características principales de una vivienda protegida tal y como lo recoge la legislación

Te explicamos las principales ventajas e inconvenientes de una vivienda protegida
La vivienda protegida es un tipo de inmueble cuya tipología, dimensiones y precios están reglamentadas por la Administración, como condición para poderse acoger a determinadas ventajas tanto económicas como fiscales por parte de los compradores, los cuales a su vez deben reunir unas condiciones establecidas en cuanto a titularidad de inmuebles, ingresos familiares, etc.

Como es lógico, el precio de la vivienda protegida siempre será inferior al de la vivienda libre, no obstante, la vivienda protegida tiene una serie de restricciones:

  • Tiene que ser destinada a vivienda habitual, estando regulado su uso durante todo el tiempo que dure el régimen de protección.
  • Está limitado el precio máximo de venta o renta así como los ingresos máximos de los compradores/inquilinos./li>

Estás características dependen del tipo de vivienda protegida, del municipio donde se encuentre la misma y de la legislación que haya en vigor en el momento en el que la vivienda protegida obtenga la “calificación provisional”

« Back to Glossary Index

Identifícate

Identifícate más rápido utilizando tu cuenta de Google


O utiliza la cuenta con la que te has registrado en Tinsa

Si aún no has creado tu cuenta, REGÍSTRATE AHORA.
Recordar contraseña
Volver a acceso
Crear nueva cuenta de usuario

Regístrate más rápido utilizando tu cuenta de Google


También puedes registrarte introduciendo los datos manualmente

Si eres un usuario registrado, INICIA SESIÓN.
Llamar