¿Cuánto ahorramos con el cambio horario?

30 marzo, 2015 Tiempo estimado de lectura: 5 minutos Eficiencia energética

El cambio horario tiene su razón de ser en la eficiencia energética, en aprovechar durante más horas la luz del sol para tener que encender las luces una hora más tarde, es decir, una hora de ahorro teórico cada día, pero ¿cuánto puede ahorrar una familia al año con el cambio horario?

El origen del cambio horario

Durante la Primera Guerra Mundial se produjo el primer cambio horario a gran escala, hasta entonces tan solo algunos teóricos manejaban la idea de aprovechar mejor la luz del sol cambiando la hora de los relojes. Alemania fue el primer estado que aprobó el cambio horario para poder aprovechar más la luz solar y poder ahorrar carbón. Este ahorro de carbón que se empleaba para la iluminación artificial comenzó a utilizarse para la guerra, los enemigos y amigos tardaron muy poco en seguir su ejemplo.

Al otro lado del charco, en Estados Unidos se estandarizó en 1918 el inicio y fin del horario de verano, aunque no era obligatorio para todos los estados. Hasta la Segunda Guerra Mundial el gobierno estadounidense no obligó a todos sus estados a adoptar el horario de verano para poder ahorrar dinero y guardar recursos durante la guerra.

Si damos un vistazo al cambio horario en España, hasta el Siglo XX se tomaba como referencia el Sol, algo que provocaba diferencias horarias entre provincias, por ejemplo, Baleares y Galicia tenían horas diferentes porque en Galicia el Sol sale 50 minutos más tarde que en las Islas Baleares. A principios del Siglo XX se adoptó la hora del Meridiano de Greenwich (GMT) y en 1918 adoptamos el concepto de “Horario de Verano”. Como curiosidad, el cambio horario en España no se ha aplicado todos los años, entre 1920 y 1925, de 1930 a 1936, 1941, 1947, 1948 y el período entre 1950 y 1973.

¿Ahorramos con el cambio horario?

Aproximadamente 1.500 millones de personas de casi 80 países mueven las agujas del reloj dos veces al año.

Ahora que conoces un poco los orígenes de este cambio horario en verano y en invierno, y que el motivo es económico, ¿cuánto se puede ahorrar una familia? Los estudios que se han realizado al respecto afirman que es posible ahorrar un 0,5%, es decir, unos seis euros. Es una cantidad muy reducida, probablemente insuficiente para justificar el cambio horario si no la miramos en el conjunto de un país. Sumando este ahorro en los 24 millones de puntos de suministro de luz que existen en España el ahorro se cifra en unos 144 millones de euros, un dato que puede parecer elevado y que podría justificarlo, pero que hay que ponerlo en perspectiva: la factura eléctrica anual es de unos 20.000 millones de euros. Es importante recordar que estos datos están calculados basándose en estimaciones.

Pero no hablemos solo de dinero, sino de contaminación. Este ahorro, que puede parecer insignificante desde el punto de vista macroecónomico, para el medio ambiente sí que es importante en materia de emisiones contaminantes.

Entonces, sino ahorramos tanto con el cambio horario ¿qué podemos hacer?

La certificación de eficiencia energética es una de tus soluciones. Conocer cuánto consume una vivienda y poder tomar medidas para reducirlo es la mejor forma de ahorrar dinero. Como sabrás es obligatorio para vender o alquilar, aunque es todavía más interesante tenerlo para conocer cuánto puedes ahorrar, de esta forma podrás invertir el dinero necesario para que sea rentable y recuperar esa inversión en pocos años, a partir de ahí, notarás mucho el ahorro, más que con el cambio horario.

 


Identifícate
Si aún no has creado tu cuenta, REGÍSTRATE AHORA.
Recordar contraseña
Volver a acceso
Crear nueva cuenta de usuario
Si eres un usuario registrado, INICIA SESIÓN.
Llamar